Sáb. Feb 27th, 2021

Libertarios uruguayos, contra el “Estado opresor socialista-herrerista que nos somete a una pre-vacunación obligatoria”

Foto: Ebay

Agustín Paje (33), referente libertario uruguayo, parece un chico normal. Vive en casa de sus padres, hogar que se mantiene con una pensión militar que cobra su abuela, y con los honorarios de los juicios que su padre, como abogado litigante, entabla contra el Estado. “Eso me permite mantenerme y dedicarme a la lectura de nuestros textos”, cuenta Paje, en entrevista exclusiva con El Cascote News.

Mientras analiza el momento oportuno para lanzarse de lleno sobre el mercado laboral, Agustín dedica la mayor parte de su tiempo a la lectura de “Camino a la servidumbre”, célebre ensayo del economista liberal Friedrich Von Hayek, y al activismo político. A continuación, transcribimos un fragmento de la charla que tuvimos con él, en su amplio cuarto, adornado por una bandera que reza “Don’t tread on me” (No me pises):

ECN: ustedes están denunciando un “nuevo avance del Estado opresor”, en relación al proceso de pre-vacunación en curso; ¿podría profundizar en ello?

AP: Efectivamente, se trata de otro atropello a nuestras libertades individuales, un nuevo avance del socialismo autoritario estatal (en este caso, disfrazado de herrerismo), sobre nuestros cuerpos. Esto fue denunciado oportunamente por compañeros que ya han sido pre-vacunados con la vacuna china.

ECN: ¿Pre-vacunados a la fuerza?

AP: Como usted lo oye, pre-vacunados a la fuerza.

ECN: ¿Y qué medidas piensan tomar?

AP: Ya estamos activos, ampliando nuestra base social, con el objetivo de convocar a una Intersocial Políticamente Incorrecta, con el fin de movilizarnos. Ya recibimos el apoyo de la Asociación de Uruguayos por la Verdad de la Tierra Plana, el Movimiento Antisorista, la agrupación “Garchan entre hermanos” de Cabildo Abierto y la participación de El Enano de Salle.

(Grito de señora: Agustín, dejate de romper, las pelotas, ¡que están las milanesas!)

AP: Me tengo que ir.

ECN: Gracias por tu tiempo.

AP: No, gracia’a vo’.