Jue. Oct 1st, 2020

Revelan que Jesús probó su plato en La última cena y dijo «¡qué deli!»

La última cena fue la ocasión en que Jesús se reunió con sus discípulos (los doce apóstoles) para compartir el pan y el vino antes de su muerte. Este hecho, maravillosamente retratado por Leonardo Da Vinci en el convento Santa Maria delle Grazie, en la ciudad italiana de Milán, es objeto de admiración y estudio en todo el mundo.

“Queríamos saber intimidades de la cena; buscamos manuscritos de la época y cualquier tipo de testimonio; pudimos saber que la primera reacción de Jesús al sentarse a comer fue ‘¡qué deli!’, no sin antes lavarse las manos con alcohol en gel… un adelantado… ja ja”, declaró el arqueólogo de la Universidad Euci, Dr. Valter Brilcua.

“Queríamos saber intimidades de la cena; buscamos manuscritos de la época y cualquier tipo de testimonio; pudimos saber que la primera reacción de Jesús al sentarse a comer fue ‘¡qué deli!’, no sin antes lavarse las manos con alcohol en gel… un adelantado… ja ja”

Dr. Valter Brilcua, arqueólogo de la Universidad Euci.

Consultado sobre qué otra particularidad se pudo constatar del icónico hecho, Brilcua agregó: “supimos que, una vez finalizada la cena, Jesús pidió que lo retrataran con Judas, porque no tenían fotos… salió algo tipo selfie y parece que el Rey de Reyes pidió que luciera la inscripción ‘con uno que traiciona poco’, ja ja… ¡un crá! Esa pintura la tienen encanutada el Vaticano, no la quieren largar”.

“supimos que, una vez finalizada la cena, Jesús pidió que lo retrataran con Judas, porque no tenían fotos… salió algo tipo selfie y parece que el Rey de Reyes pidió que luciera la inscripción ‘con uno que traiciona poco’, ja ja… ¡un crá! Esa pintura la tienen encanutada el Vaticano, no la quieren largar”

Dr. Valter Brilcua, arqueólogo de la Universidad Euci.

Deja una respuesta