Jue. Oct 1st, 2020

Militante frenteamplista es enviado al Tribunal de Conducta Política por decir que él conocía a Graciela Villar

Foto: elobservador.com.uy

La denuncia contra Albérico Fortunatto, asiduo concurrente al Comité de Base “El hombre y la mujer nuevo y nueva”, amenaza sacudir la interna de la fuerza política que gobierna Uruguay desde 2005.

El Cascote News dialogó con militantes del Comité, quienes confirmaron la especie. “Tenemos dos testigos dispuestos a declarar ante el Tribunal del Conducta Política”, aseguró Ninoska Santana. Por su parte, Camilo Vallejo agregó que “no es la primera que se manda Fortunatto… se quiere hacer ver y lo que más le gusta es andar sobrando; ¡ahora resulta que también conoce a Graciela Villar!”, sentenció con una sonrisa irónica. Tanto Santana como Vallejo se negaron a dar pormenores de la denuncia: “hay que respetar la orgánica frenteamplista, así que primero lo sabrá Búsqueda”, aseguró Santana.

“no es la primera que se manda Fortunatto… se quiere hacer ver y lo que más le gusta es andar sobrando; ¡ahora resulta que también conoce a Graciela Villar!”

Camilo Vallejo, militante frenteamplista.

Por su parte, Fortunatto atribuyó todo a un mal entendido. Indicó que “ese día llego al Comité, y estaba por empezar el mate y poner el CD de Larbanois-Carrero para ambientar, cuando paso justo por detrás de un compañerito y de una compañerita que estaban abstraídos mirando el celular; instintivamente miré la pantalla, creo que estaba con los lentes de lejos, y ahí fue que dije: esa la tengo vista… ¡dicen que era una foto de la compañera Graciela Villar y yo me creí que estaban viendo una película de Woody Allen! Todo fue una confusión; si es necesario, me hago la autocrítica”.

Albérico lamentó que se le está “haciendo cuesta arribar ir al Comité”. Al principio era la chiquilinada que le gritaba “¡checato!”, pero ayer la cosa llegó a mayores cuando pincharon un anónimo en la cartelera de la Coordinadora que decía: “¡andate con el pedófilo si sos tan fan!”.

Consultado sobre los incidentes anteriores y si reconoce que le gusta “andar sobrando”, respondió que todo se debe a que “les canté que Almagro era una culebra y que en las internas el compañero Boca le pisaba los talones a la compañera Carolina; puede ser que alguna vez se me haya escapado al entrar al Comité algo tipo: ‘¿qué dice ahora la gilada?’, pero lo mío fue siempre en un tono fraternal”, aseguró.

Deja una respuesta